lunes, 12 de mayo de 2008

Amanecer sobre el océano


Asi de hermoso fue lo que ví cuando me desperté, abrí la cortinilla y me pegué un buen coscorrón por querer asomarme a ver el espectáculo.
Llevábamos 8h. de viaje. Abajo el océano negro y profundo y de pronto puntitos de luz formaban pueblos, pequeñas ciudades...ya estaba allí!!!! al otro lado, en el mundo de mis sueños infantiles, el mundo al que mis bisabuelos habían llegado buscando salir de la miseria, en el que había nacido mi querida abuela, en el que ahora tenía sangre de mi sangre...y en el horizonte rojo el lucero de la mañana me guiñaba un ojo.
El destino era Montevideo, pero por causas del idem. el aeropuerto estaba bajo mínimos (pastizales quemando en Argentina y humo denso y espeso que no permite aterrizar por nula visibilidad...), así que tras un rato sobrevolando Uruguay, se decide aterrizar en Ezeiza, Buenos Aires...y hete ahí que el primer país al que llego, no que piso, pues estuvimos 2h. encerrados en el avión, es :Argentina. El destino?.

2 comentarios:

Ceceda dijo...

a partir de ahora creo que lograré poner bien las fotos, se me habían ido descolocando y lo anterior es un tanto caótico, pero bueno yo no soy muy diferente de eso, jaja

suspiros de sal dijo...

Esperaremos atentos el relato. Con esa libreta tan guapa que llenasteis no creo que te dejes nada en el tintero.
Besones